Actualidad Opinión

Por qué tu hermandad necesita un plan de comunicación y no lo sabes

Se habla mucho de comunicación en el entorno de las cofradías pero ninguna hermandad, todavía, se ha lanzado a tener un plan de comunicación. Un documento donde plasmar los aspectos más básicos de la comunicación de cada hermandad, donde se recoge con detalle la estructura del equipo de colaboradores, los canales de comunicación o los procedimientos para cada situación.

Por Daniel Marín

Como no pretendo aburrir con la jerga específica –dircom, identidad corporativa, comunicación interna, stakeholders o análisis del entorno-, mejor sugerir diez razones por las que toda hermandad necesita un plan de comunicación aunque en muchas de ellas no lo sepan. Espero que sea de utilidad

1. Identidad. Porque es necesario transmitir una identidad coherente, accesible y completa a todos aquellos que se acercan a tu hermandad. Como actor colectivo, tu hermandad tiene una «personalidad» propia que se hace necesaria contar más allá de la coordinación de la Semana Santa.

2. Imagen. Te la haces o te la hacen. Si no cuentas tu rollo, otros lo harán por ti. Cuidar la propia imagen significa participar de su construcción. Hay que interactuar con tus públicos. Es mejor dar de beber a que tomen el agua de los charcos, ya que de ahí solo puede salir diarrea.

3. Reputación. No es lo mismo que la imagen. La reputación es la valoración a largo plazo. Se forja manteniendo una actitud continuada. Hay que trabajarla cada día, paso a paso, a base de elaborar buenas imágenes. Los retos ofrecen posibilidades para mejorar la reputación.

4. Evangelización. La tarea actual de las hermandades es proceder a la Nueva Evangelización en mitad de una sociedad altamente secularizada. Las hermandades, por su enorme atractivo social y cultural, son capaces de poner bajo su manto a personas con distintos niveles de religiosidad. Ateos, incluso. Hay que trabajar en la Nueva Evangelización y la comunicación es la herramienta ideal para transmitirles un mensaje de fraternidad, alegría y oración.

5.Transparencia. Es uno de los valores en alza en nuestra sociedad y las hermandades deben impregnarse de él. Todos los que mantienen actores relaciones con las hermandades deben tener acceso a los datos básicos. Es una manera de ganarse la confianza de los públicos y de reafirmar, en positivo, la tarea de nuestras hermandades.

6. Cohesión. La comunicación ayuda a mantener a las hermandades cohesionadas internamente y a generar una auténtica acción comunitaria. Una buena estrategia de comunicación, abierta y participativa, permite que los hermanos puedan sentirse identificados con la hermandad.

7. RRPP. Relaciones Públicas. Nada malo. Hay que llevarse bien. ¿Con quién? Con los medios de comunicación, con los proveedores, con otras hermandades, con las instituciones de la ciudad. Es algo más que caer bien. Hay que trabajar las relaciones con los otros, mantenerlas cálidas, ser generoso y agradecido.

8. Caridad. Se evangeliza mejor con los hechos que con las palabras. El eje ha cambiado del culto a la caridad. Es una de las transformaciones de nuestro tiempo. Estamos obligados a contar qué hacen nuestras hermandades para que sirva de ejemplo a nuestra sociedad. Es mucho más que una mera Responsabilidad Social Corporativa: debe ser un compromiso fundamental porque las hermandades son agentes de cambio social.

9. Crisis. Lo que se conoce en inglés como issue management o gestión del cambio. La comunicación previene los cambios que puedan producirse (porque se van a producir a pesar del intento para frenarlos), los amortigua con pequeñas campañas de comunicación y prepara el terreno.

10. Evaluación. El plan de comunicación incluye una fase de evaluación de resultados para proceder a mejorar. Nada está completo, nada está acabado. Todo es susceptible de cambiar y perfeccionarse. Hay que ser autocríticos.

Related posts

El besapiés a La Exaltación regresó a Santa Catalina

Benito M. Álvarez Acosta

El ministerio del tiempo

Sebastián Guerrero

Una Semana Santa a la que le arrancaron las páginas centrales del calendario

Javier Macías

Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia. Asumiremos que está de acuerdo con esto, pero puede optar por no participar si lo desea. Aceptar leer más