Actualidad Opinión

Un simple error de Estudiante

No, nadie ha hackeado la cuenta. Lo sé yo, lo sabéis vosotros y los sabe la propia Hermandad de los Estudiantes.

Para quién no se haya enterado de la novedad que nos ha traído este domingo lluvioso, os pondré en antecedentes. La Hermandad de los Estudiantes emite un comunicado en la que se desvincula de cualquier formación política y alega que le han hackeado la cuenta (uso indebido que le llaman ellos). A partir de aquí, hemos sido muchos los que nos hemos preguntado qué habría pasado con la cuenta de la corporación del martes santo para tener que publicar este comunicado. Hasta que, por fin, gracias a whatsapp, recibo una captura en la que se ve que “la Hermandad de los Estudiantes” ha dado me gusta a un tuit de, la actual Presidenta de la Junta de Andalucía, Susana Díaz.

Un me gusta. Un hackeo. Y hasta una publicación en uno de los periódicos de mayor tirada de la ciudad. ¿Para tanto era? En las rrss ni rastro, sólo un usuario le ha afeado a la Hermandad el tuit a lo que esta ha vuelto a contestar con la manida frase del “uso indebido y la toma de medidas inmediatas para que no vuelva a ocurrir”.

“Nos han hackeado la cuenta” se ha convertido en el “Señorita, mi perro se ha comido los deberes” de las redes sociales. Y, como la ochentera frase para escurrir el bulto de las tareas escolares, nadie se lo cree. Efectivamente, la Hermandad de los Estudiantes no puede tener ninguna preferencia política porque es un ente abstracto; en todo caso, se muestra la preferencia política (o no, depende del uso que se le de al me gusta) de la persona que lo gestiona.

No había ninguna necesidad de emitir un comunicado. Se deshace la reacción y, cuando el usuario presenta el pantallazo se le contesta con toda la naturalidad del mundo: “tiene usted razón, ha sido un fallo humano al confundirse con una cuenta personal. Lo lamentamos y estaremos atentos para que no vuelva a repetirse”. Punto. No hay más.

Al publicar el comunicado, la Hermandad se ha puesto innecesariamente en el punto de mira. Todos hablan del fallo, todos especulan si es porque era del PSOE y qué habría pasado si llega a ser del PP o de cualquier otro partido, todos comentan si es porque estamos inmersos en la campaña de las autonómicas…no había necesidad de dar más bombo a algo que no lo tiene.

Os sorprendería saber la cantidad de veces que una persona que gestione diversas cuentas se equivoca. Retuits, me gusta e incluso publicaciones de las temáticas más variopintas se cuelan en las redes corporativas (y no sólo de las Hermandades) porque quien tiene boca se equivoca y, en redes, quien tiene dedos, también. Hay demasiado miedo a mostrarse al natural, con transparencia. Simplemente se trata de asumir que los errores humanos existen porque las redes, como cualquier gestión de la Hermandad, no la hace esta, sino un grupo de personas con sus problemas, sus inquietudes, sus ideas y, sobre todo, sus prisas.

¿En serio creen que si una cuenta es hackeada sólo le van a dar me gusta a un tuit?

Cuando han existido casos reales de usurpación, se han hecho publicaciones y siempre de tono ofensivo respecto a otros. Un retuit o un me gusta aislado sólo demuestra que los fallos humanos existen y que no hay que darles más importancia de la que tienen…ni tampoco hace falta que rueden cabezas.

Related posts

El Gatopardo

Manuel Ruiz Leal

Los varones de San Isidoro

Beatriz Velez

VÍDEO. La Esperanza inundó la ciudad. Resumen 3 Noviembre 2018

Alberto Calero Moreno

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia. Asumiremos que está de acuerdo con esto, pero puede optar por no participar si lo desea. Aceptar leer más