Actualidad Reportajes

La devoción al Cautivo en Sevilla

Pedro-Manuel Fernández Muñoz.

La devoción del Cautivo está fuertemente enraizada en Sevilla siendo el Cautivo de San Idelfonso el ejemplo más notable de ello. Así mismo es titular de dos hermandades de penitencia.

La enorme repercusión que tuvieron los acontecimientos del ultraje y posterior rescate de la Imagen de Jesús Cautivo hizo que rápidamente se difundiera su devoción por todo el solar hispano a finales del siglo XVII y el XVIII, teniendo su eco perfecto en Sevilla en la imagen que hoy conocemos como Cautivo de San Idelfonso.

Los Trinitarios lo adoptan como devoción propia de la Orden ayudando con ello a la difusión de esta devoción y del modelo iconográfico que le corresponde, más tarde serán también los Capuchinos los que tengan al Cautivo como modelo cristífero propio. Es habitual que cada orden religiosa tenga una advocación particular de la Santísima Virgen a la que rindan culto y con quien se sientan plenamente identificados como los dominicos con la Virgen del Rosario, los mercedarios con la Virgen de la Merced, los capuchinos con la Divina Pastora, etc… Una nota original por parte de la Comunidad fundada por San Juan Mata es que a partir de estos sucesos se identifican con la imagen y el culto a Jesús Cautivo y Rescatado en correspondencia con el nombre completo, Orden de la Santísima Trinidad y de los Cautivos (Ordinis Sanctae  Trinitatis et Captivorum) y su lema: “GLORIA TIBI TRINITAS ET CAPTIVIS LIBERTAS”, “Gloria a ti, Trinidad y a los cautivos libertad”.

En  Sevilla el Convento de los Hermanos Trinitarios Descalzos se encontraba entre las actuales calles Descalzos y Dormitorio junto a la Plaza de San Pedro, conservándose la Iglesia y la torre del desaparecido convento, espacio que ocupa actualmente desde 1979 la Casa Hermandad del Cristo de Burgos. En este convento se encontraba la imagen del Cautivo más antiguo de Sevilla, residiendo en la actualidad en la Parroquia de San Idelfonso de quien recibe su nominación. Se trata de una talla del siglo XVIII, que Juan Martínez Alcalde atribuyó por sus rasgos estilísticos a Benito Hita del Castillo, siendo restaurado en 1998 por José María Gomero Viñau. Con la Desamortización de Mendizábal en 1835 la Casa de los Trinitarios Descalzos como todos los conventos fue expoliada, suprimiéndose la Orden y siendo el edificio derribado salvo la citada Iglesia. La Imagen del Cautivo fue entonces a parar a la Iglesia de San Hermenegildo en la Ronda de Capuchinos en calidad de depósito.

El Cautivo de San Ildefonso estará en besamanos extraordinario el ...

En 1910 la Esfigie del Cautivo es de nuevo trasladada esta vez a San Idelfonso, la mudanza se produce debido a que en la citada Parroquia residía la Confraternidad del Sagrado Escapulario de la Santísima Trinidad quien la reclama a instancias del Párroco, a la sazón Director Espiritual de esta Asociación, planteando ciertos derechos por la vinculación de la Advocación y la Imagen a la Orden Trinitaria.

Al traslado asistió la Sevilla cofrade del momento, el 26 de Marzo de 1910, con representación de la Hermandad del Santo Cristo de San Agustín, de los Caballeros de San Hermenegildo y muchos devotos…, esto y el empeño del Párroco por hacerse con una Imagen devotísima que a todas luces engrosaría notablemente los cepillos de la Parroquia nos da una idea del arraigo que en la Fe de los sevillanos tenía el Cautivo llamado de San Idelfonso a partir de ese momento. En su nueva casa el Cautivo ocupó y ocupa el retablo en que se veneró hasta 1908 al Cristo del Calvario, (fecha en que la Hermandad del Calvario se traslada a San Gregorio).

La Imagen presenta, al igual que el Cristo de Medinaceli, peluca con pelo natural y escapulario con la Cruz Trinitaria, con la peculiariedad de que presenta la cruz trinitaria patada, (con los bordes terminados en punta), propia de los Trinitarios Calzados siendo una obra que procede de un establecimientos de Descalzos. Tanto los Cautivos de Medinaceli como el titular de la Hermandad del Polígono de San Pablo presentan escapulario con la cruz trinitaria de los Descalzos.

Por qué lleva escapulario Jesús Cautivo y Rescatado? - Portal - El ...

El Cautivo de San Idelfonso no tiene hermandad y comparte con Jesús del Gran Poder el ser actualmente las dos advocaciones de Cristo más señeras de Sevilla. Existe el rumor, imposible de documentar y por tanto dentro del terreno de la leyenda, de que a principios del siglo XX intento formarse una hermandad de penitencia entorno al Cautivo siendo este proyecto saboteado por miembros de la Hermandad del Gran Poder. En las Santas Misiones acompañó como gran devoción cristífera que es a la Virgen de los Reyes en procesión, y tiene sus cultos estructurados a lo largo de los viernes del mes de Marzo, destacando como en el caso madrileño el primer viernes de Marzo que es puesto en su altar, celebrándose su besapies el penúltimo viernes del mes y el último viernes de Marzo es el Via+Crucis .

Existe una magnifica reproducción de este Cautivo en retablo cerámico situado en la fachada lateral de la Iglesia Parroquial de San Idelfonso, en la calle Rodríguez Marín. Se trata de una obra fechada en 1955 y pintada por el pintor Antonio Kiernam Flores para la fábrica Cerámica Santa Ana.

Curiosidades y Cofradías. : Azulejo del Cautivo de Santa Ildelfonso.

En Sevilla también podemos ver imágenes de Jesús Cautivos en la Capillita de San Jose, regentada por la Orden de los Capuchinos y en la Capilla palatina de la Casa de Pilatos, propiedad de los Duques de Medinaceli. Ambas portan el elocuente escapulario trinitario símbolo de haber sido rescatados.

En el año 1956 se funda la Hermandad de Santa Genoveva con el titular de Nuestro Padre Jesús Cautivo en el Abandono de sus discípulos, vinculada a otra Orden redentora de cautivos, la de la Merced, es por este motivo que no presenta en sus vestimentas el escapulario propio de la Orden Trinitaria. La imagen es obra de José Paz Vélez de 1956 y representa a Jesús recién prendido en el Huerto de los Olivos, va por tanto sin corona de espinas.

Costaleros de Santa Genoveva: El escapulario del Cautivo Santa Genoveva

En 1992 tallaría Álvarez Duarte el Cautivo del Polígono de San Pablo, titular de una hermandad  de un barrio nuevo, pero emparentada con la secular Orden de la Santísima Trinidad y los Cautivos, y que incluso ha hecho suyo su propio lema. La advocación se entitula como Cautivo y Rescatado, hundiéndose con ello en la larga tradición histórica que desde el siglo XVII acompaña a esta devoción. El escapulario con la Cruz Trinitaria simple de los Descalzos que pende de su pecho es una apelación constante a su rescate, a su liberación como cautivo.

FUENTES:

-FERNÁNDEZ MUÑOZ, P. M., “Jesús Cautivo y Rescatado: La Difusión de un modelo iconográfico”. En Cautivo y Rescatado. Fervorosa y Trinitaria Hermandad del Santísimo Sacramento y Cofradía de Nazarenos de Ntro. Padre Jesús Cautivo y Rescatado, Ntra. Señora del Rosario Doloroso, San Juan Mata y San Ignacio de Loyola. Sevilla, 2015, p.p. 77- 83.

-MARTÍNEZ ALCALDE, J., “Las imágenes pasionistas que no salen (IV)”, ABC de Sevilla, 05/ 4/ 1987, p.p. 102-103.  

 

Related posts

Galería: Besapiés al Dulcísimo Nazareno

Iván Núñez Simón

El traslado de las Tres Caídas comienza a abrir la Cuaresma en Triana

Alberto Calero Moreno

Besamanos de Agosto a la Virgen de la Salud 2019

Benito M. Álvarez Acosta

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia. Asumiremos que está de acuerdo con esto, pero puede optar por no participar si lo desea. Aceptar leer más