Actualidad Iglesia

La Catedral se reabre al turismo con dos recorridos por el arte, la historia y vistas privilegiadas

Vía Archidiócesis de Sevilla

El Cabildo Catedral ha reabierto la seo de forma gradual. El 1 de julio es la fecha elegida para que regresen los visitantes a un templo cerrado al turismo durante estos tres meses de confinamiento. Y la oferta inicial tiene novedades, con un horario nocturno tanto para el recorrido interior, ´Magna´, como para el exterior, con el paseo por las azoteas y cubiertas de la ‘montaña hueca’. Las entradas pueden adquirirse ya, únicamente a través de la página web de la Catedral.

Si el turismo es la principal fuente de ingresos de la ciudad, y la recuperación económica, después de cien días de confinamiento sanitario y empresarial, es una prioridad para el equipo de gobierno municipal, convendremos que Sevilla necesita a su Catedral. También la Archidiócesis, como se encargó de recordar el Arzobispo en una reciente convocatoria ante los medios de comunicación. La capital andaluza necesita a la Catedral de forma perentoria. Las 2.298.702 visitas que registró la seo hispalense el pasado año (nueve puntos porcentuales más que en 2018) sitúan al templo metropolitano como uno de los principales referentes del turismo en Sevilla. Sino el que más. El conjunto monumental Catedral-Alcázar-Archivo de Indias, considerado Patrimonio de la Humanidad desde 1987, es un atractivo de primer nivel que explica, por ejemplo, que Sevilla fuera considerada en 2018 como el mejor destino turístico mundial por la guía de viajes Lonely Planet.

Sevilla, la ciudad, sus vecinos, empresarios y rectores, han tenido estas semanas la mirada puesta en el Cabildo para saber cuándo se volvía a la normalidad en el primer templo de la Archidiócesis. Por eso, la noticia de la reapertura al turismo a partir del 1 de julio fue lo más parecido a un soplo de aire fresco, después de tres meses de incertidumbre y dudas más que fundadas sobre un futuro incierto en lo económico.

Magna: obras maestras de la Catedral

Estos días el Cabildo ha dado un nuevo paso, fijando dos tipos de visitas turísticas al templo con una novedad añadida a los recorridos guiados que se venían ofreciendo hasta el cierre del templo el pasado 14 de marzo. La primera fórmula recibe el título de ‘Magna’, y en su itinerario se propone un paseo exclusivo por el arte que atesora el interior del templo, incluyendo espacios nunca antes abiertos al visitante. Según se destaca en la información facilitada por el Cabildo, con esta oferta cultural se pretende “revelar su historia, sus secretos y su mensaje evangelizador”.

La propuesta no puede ser más ambiciosa. Recordemos que desde 1248, la Catedral de Sevilla ha iluminado la fe de sevillanos y visitantes, y se ha servido para ello de un rico patrimonio que va del almohade al renacimiento, pasando por un majestuoso gótico. De esta manera, el Cabildo pone “el corazón de la Catedral a su alcance, abierto a la emoción como nunca antes”. La visita por este enclave interior es de una hora y media de duración, y la entrada tiene un coste de 16 euros. Los horarios fijados son a las once y media de la mañana, doce del mediodía y –aquí la novedad- nueve y media de la noche.

Noches en las cubiertas

La Catedral se reabre al turismo con dos recorridos por el arte, la historia y vistas privilegiadas

La subida a las cubiertas ya formaba parte del reclamo turístico de la seo, con una magnífica aceptación tanto por sevillanos como por turistas. En esta ocasión, se oferta una visita guiada en horario nocturno (a las nueve y media de la noche) que se añade a las tandas fijadas para las nueve y media y diez de la mañana. El visitante podrá contemplar la puesta de sol desde algún punto de un recorrido sin duda atractivo de un itinerario único, que permitirá conocer cómo se construyó la iglesia entre los siglos XV y XVI.

Al evidente encanto visual de la visita se une su carácter didáctico. No en vano, el guía se detendrá en los personajes que participaron en la construcción: desde el maestro mayor, hasta los albañiles, pasando por los canteros, carpinteros, herreros, olleros, esparteros, peones, etc. Como toda casa sevillana que se precie, la Catedral cuenta con azoteas que el visitante conocerá en su paso por pasadizos y enclaves desde los que se disfruta de las magníficas panorámicas que ofrece su arquitectura.

La duración de esta visita ronda igualmente la hora y media y el precio único de la entrada es de 16 euros, que incluye un seguro de accidentes. Naturalmente, los horarios de visitas se suspenderán en función de la climatología, pudiéndose solicitar un cambio de fecha o la devolución del importe. Finalmente, la seguridad es una prioridad para el Cabildo, de ahí que se hayan extremado todas las cautelas derivadas de la COVID-19 para que el visitante se sienta absolutamente seguro a lo largo de la visita.

Toda la información está disponible en el sitio web del Cabildo: catedraldesevilla.es

Related posts

Doce protagonistas para una procesión extraordinaria

Redacción El Foro Cofrade

Besamanos Virgen del Rosario -San Pablo-

Benito M. Álvarez Acosta

La Catedral acogerá un Corpus con limitaciones

Redacción El Foro Cofrade

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia. Asumiremos que está de acuerdo con esto, pero puede optar por no participar si lo desea. Aceptar leer más