Lo que nos dice el Señor hoy (Tiempo Ordinario)

Tema en 'Comisión General' comenzado por Carita, 10 de Mayo de 2015.

  1. Benedetto

    Benedetto Forero jartible

    Se incorporó:
    2 de Marzo de 2007
    Mensajes:
    15.805
    Me gusta recibidos:
    5.539
    Puntos de trofeos:
    113
    Lunes XXIII Tiempo Ordinario
    Santo Evangelio
    Un sábado, entró Jesús en la sinagoga y se puso a enseñar. Había allí un hombre que tenía la mano derecha paralizada. Los escribas y los fariseos estaban al acecho para ver si curaban en sábado, y encontrar de qué acusarlo. Pero él conocía sus pensamientos y dijo al hombre de la mano atrofiada: <<Levántate y ponte en medio>>. Y, levantándose, se quedó en pie. Jesús les dijo: <<Os voy a hacer una pregunta: ¿Qué está permitido en sábado, hacer el bien o el mal, salvar una vida o destruirla?>>. Y, echando en torno una mirada a todos, le dijo: <<Extiende tu mano>>. Él lo hizo, y su mano quedó restablecida. Pero ellos, ciegos por la cólera, discutían que había que hacer con Jesús.

    Colosenses 1, 24 – 2, 3
    Salmo 61, 6 – 7. 9
    Lucas 6, 611
     
    A AnimaChristi y INRI les gusta esto.
  2. Benedetto

    Benedetto Forero jartible

    Se incorporó:
    2 de Marzo de 2007
    Mensajes:
    15.805
    Me gusta recibidos:
    5.539
    Puntos de trofeos:
    113
    Lunes XXIII Tiempo Ordinario
    Reflexión del Evangelio
    SEÑOR, con tal de llevarte la contraria, son capaces los escribas y fariseos de preferir el cumplimiento de una ley a la curación de un paralítico. Querían hacerte insoportable la vida cerca de ellos, siempre al acecho. Pero “no sabían de la misa la mitad”, no podían entender al que eres manso y humilde de corazón, y tienes también una inteligencia infinita para hacerles callar con tu Palabra. ¡El hombre, sobre todo: por y para nosotros viniste! De Dios viene mi salvación y mi gloria (Salmo 61, 8a).
     
    A AnimaChristi y INRI les gusta esto.
  3. Benedetto

    Benedetto Forero jartible

    Se incorporó:
    2 de Marzo de 2007
    Mensajes:
    15.805
    Me gusta recibidos:
    5.539
    Puntos de trofeos:
    113
    Martes XXIII Tiempo Ordinario
    Santo Evangelio
    Jesús salió al monte a orar, y pasó la noche orando a Dios. Cuando se hizo de día, llamó a sus discípulos, escogió de entre ellos a doce, a los que también nombró apóstoles: Simón, a que puso de nombre Pedro, y Andrés, su hermano; Santiago, Juan, Felipe, Bartolomé, Mateo, Tomás, Santiago el de Alfeo, Simón, llamado el Zelote; Judas el de Santiago y Judas Iscariote, que fue el traidor. Después de bajar con ellos, se paró en una llanura, con un grupo grande de discípulos y una gran muchedumbre del pueblo, procedente de toda Judea, de Jerusalén y de la costa de Tiro y de Sidón. Venían a oírlo a que los curara de sus enfermedades; los atormentados por espíritus inmundos quedaban curados, y toda la gente trataba de tocarlo, porque salía de él una fuerza que los curaba a todos.

    Colosenses 2, 6 – 15
    Salmo 144, 1bc – 2. 8 – 11
    Lucas 6, 1219
     
    A AnimaChristi y INRI les gusta esto.
  4. Benedetto

    Benedetto Forero jartible

    Se incorporó:
    2 de Marzo de 2007
    Mensajes:
    15.805
    Me gusta recibidos:
    5.539
    Puntos de trofeos:
    113
    Martes XXIII Tiempo Ordinario
    Reflexión del Evangelio
    SEÑOR, “venían a oírte y a que los curaras”, tenían sed de tu palabra porque hablabas como nadie, y sabían que tenías poder de curar. Los que no tuvimos el privilegio de escucharte hablar en vivo, conocemos lo que dijiste leyendo el Evangelio, y, como quienes te escucharon, podemos decir nosotros lo que decían ellos, maravillados: Este modo de enseñar es nuevo: nunca habló nadie como él. Cualquier otro libro ilustra la mente, tu palabra arrebata el corazón. Hablas con autoridad, sabiduría y misericordia. El Señor es bueno con todos (Salmo 144, 9a).
     
    A AnimaChristi y INRI les gusta esto.
  5. Benedetto

    Benedetto Forero jartible

    Se incorporó:
    2 de Marzo de 2007
    Mensajes:
    15.805
    Me gusta recibidos:
    5.539
    Puntos de trofeos:
    113
    Miércoles XXIII Tiempo Ordinario
    Fiesta de la Natividad de María
    Santo Evangelio
    La Generación de Jesucristo fue de esta manera: María, su madre, estaba desposada con José y, antes de vivir juntos, resultó que ella esperaba un hijo por obra del Espíritu Santo. José, su esposo, como era justo y no quería difamarla, decidió repudiarla en privado. Pero apenas había tomado esta resolución, se le apareció en sueños un ángel del Señor que le dijo: <<José, hijo de David, no temas acoger a María, tu mujer, porque la criatura que hay en ella viene del Espíritu Santo. Dará a luz un hijo, y tú le pondrás por nombre Jesús, porque él salvará a su pueblo de sus pecados>>. Todo esto sucedió para que se cumpliese lo que había dicho el Señor por medio del profeta: <<Mirad: la Virgen concebirá y dará a luz un hijo y le pondrán por nombre Enmanuel, que significa “Dios – con – nosotros”.

    Miqueas 5, 1 – 4a
    Salmo 12, 6abc
    Mateo 1, 1823
     
    A INRI y AnimaChristi les gusta esto.
  6. Benedetto

    Benedetto Forero jartible

    Se incorporó:
    2 de Marzo de 2007
    Mensajes:
    15.805
    Me gusta recibidos:
    5.539
    Puntos de trofeos:
    113
    Miércoles XXIII Tiempo Ordinario
    Reflexión del Evangelio
    SEÑOR, ¿celebráis en el cielo, el cumpleaños terreno tuyo, de María, de los santos? Si fuera así, no puedo ni imaginarme la fiesta que hoy tenéis en torno a la niña que hoy nació para ser Madre de Dios y Madre de la Iglesia. Aquí la celebramos, viendo en ella sobre todo la disponibilidad radical a cumplir la voluntad del padre, a estar a tu lado en tu vida, en tu muerte y en tu resurrección, en ser tu más fiel discípula. Así quiero seguir sus huellas, que coinciden con las tuyas. Desbordo de gozo con el Señor (Isaías 61, 10a).
     
    A INRI y AnimaChristi les gusta esto.
  7. Benedetto

    Benedetto Forero jartible

    Se incorporó:
    2 de Marzo de 2007
    Mensajes:
    15.805
    Me gusta recibidos:
    5.539
    Puntos de trofeos:
    113
    Jueves XXIII Tiempo Ordinario
    Santo Evangelio
    Dijo Jesús a sus discípulos: <<A vosotros los que me escucháis os digo: <<Amad a vuestros enemigos, haced el bien a quienes os odian, bendecid a los que os maldicen, orad por los que os calumnian. Al que te pegue en una mejilla, preséntale la otra; al que te quite la capa, no le impides que tome también tu túnica. A quien te pide, dale; al que se lleve lo tuyo, no se lo reclames. Tratad a los demás como queréis que ellos os traten. Pues si amáis a los que os aman, ¿qué merito tenéis? También los pecadores aman a los que los aman. Y si hacéis bien solo a los que os hacen bien, ¿qué merito tenéis? También los pecadores hacen lo mismo. Y si prestáis a aquellos de los que esperáis cobrar, ¿qué merito tenéis? También los pecadores prestan a otros pecadores, con intención de cobrárselo. Por el contrario, amad a vuestros enemigos, haced el bien y prestad sin esperar nada; será grande vuestra recompensa y seréis hijos del Altísimo, porque él es bueno con los malvados y desagradecidos. Sed misericordiosos como vuestro padre es misericordioso; no juzguéis y no seréis juzgados; no condenéis, y no seréis condenados; perdonad, y seréis perdonados; dad, y se os dará: os verterán una medida generosa, colmada, remecida, rebosante, pues con la medida con que midiereis se os medirá a vosotros>>.

    Colosenses 3, 12 – 17
    Salmo 150, 1b – 6a
    Lucas 6, 2738
     
    A AnimaChristi y INRI les gusta esto.
  8. Benedetto

    Benedetto Forero jartible

    Se incorporó:
    2 de Marzo de 2007
    Mensajes:
    15.805
    Me gusta recibidos:
    5.539
    Puntos de trofeos:
    113
    Jueves XXIII Tiempo Ordinario
    Reflexión del Evangelio
    SEÑOR, tu Palabra nos enseña que en el hermano está la permanente prolongación de tu Encarnación: <<Lo que hicisteis a uno de estos hermanos míos más pequeños, lo hicisteis a mi>>. (Mt 25, 40) Lo que hagamos con los demás tiene una dimensión trascendente: <<Con la medida con que midáis, se os medirá>>. (Mt 7, 2); y responde a la misericordia divina con nosotros: <<Sed misericordiosos como vuestro Padre es misericordioso>> (Lc 6, 36). Todo ser que alienta alabe al Señor (Salmo 150, 6a).
     
    A AnimaChristi y INRI les gusta esto.
  9. Benedetto

    Benedetto Forero jartible

    Se incorporó:
    2 de Marzo de 2007
    Mensajes:
    15.805
    Me gusta recibidos:
    5.539
    Puntos de trofeos:
    113
    Viernes XXIII Tiempo Ordinario
    Santo Evangelio
    Dijo Jesús a sus discípulos una parábola: <<¿Acaso puede un ciego guiar a otro ciego? ¿No caerán los dos en el hoyo? No está el discípulo sobre su maestro, si bien, cuando termine su aprendizaje, será como su maestro. ¿Por qué te fijas en la mota que tiene tu hermano en el ojo y no reparas en la viga que llevas en el tuyo? ¿Cómo puedes decirle a tu hermano: “Hermano, déjame que te saque la mota del ojo”, sin fijarte en la viga que llevas en el tuyo? ¡Hipócrita! Sácate primero la viga de tu ojo, y entonces verás claro para sacar la mota del ojo de tu hermano>>.

    1 Timoteo 1, 1 – 2. 12 – 14
    Salmo 15, 1b 2ª. 5. 7 – 8. 11
    Lucas 6, 3942
     
    A INRI y AnimaChristi les gusta esto.
  10. Benedetto

    Benedetto Forero jartible

    Se incorporó:
    2 de Marzo de 2007
    Mensajes:
    15.805
    Me gusta recibidos:
    5.539
    Puntos de trofeos:
    113
    Viernes XXIII Tiempo Ordinario
    Reflexión del Evangelio
    SEÑOR, delante de nuestros ojos tenemos los defectos ajenos y las virtudes propias y en la espalda están las virtudes ajenas y los defectos propios. Tu Palabra lo dice directamente: Sácate primero la viga de tu ojo y luego la mota del ojo de tu hermano. Esto es posible, porque para verlo claro, antes me has hecho el regalo de la fe. Tú eres, Señor, lote de mi heredad (Salmo 15, 5a).
     
    A INRI y AnimaChristi les gusta esto.
  11. Benedetto

    Benedetto Forero jartible

    Se incorporó:
    2 de Marzo de 2007
    Mensajes:
    15.805
    Me gusta recibidos:
    5.539
    Puntos de trofeos:
    113
    Sábado XXIII Tiempo Ordinario
    Santo Evangelio
    No hay árbol bueno que dé fruto malo, ni árbol malo que dé fruto bueno; por ello cada árbol se conoce por su fruto; porque no se recogen higos de las zarzas, ni se vendimian racimos de los espinos. El hombre bueno, de la bondad que atesora en su corazón saca el bien, y el que es malo, de la maldad saca el mal; porque de lo que rebosa el corazón habla la boca. ¿Porqué me llamáis “Señor, Señor”, y no hacéis lo que digo? Todo el que viene a mi, escucha mis palabras y las pone en práctica, os voy a decir a quién se parece: a uno que edificó una casa: cavó, ahondó y puso los cimientos sobre roca; vino una crecida, arremetió el rio contra aquella casa, y no pudo derribarla, porque estaba sólidamente construida. El que escucha y no pone en práctica se parece a uno que edificó una casa sobre tierra, sin cimiento; arremetió contra ella el rio, y enseguida se derrumbó desplomándose, y fue grande la ruina de aquella casa>>.

    1 Timoteo 1, 15 – 17
    Salmo 112, 1 – 7
    Lucas 6, 4349
     
    A INRI y AnimaChristi les gusta esto.
  12. Benedetto

    Benedetto Forero jartible

    Se incorporó:
    2 de Marzo de 2007
    Mensajes:
    15.805
    Me gusta recibidos:
    5.539
    Puntos de trofeos:
    113
    Sábado XXIII Tiempo Ordinario
    Reflexión del Evangelio
    SEÑOR, ten compasión de mi y obra con todo tu amor y tu solicitud para que pueda dar las obras buenas que esperas de mí. Quiero que mi vida responda a mi oración, mis hechos a mis palabras, mis frutos a la buena semilla que tú sembraste en mi corazón. Lo quiero yo, y lo quieres tú: ¡pero tú, además de quererlo, puedes concedérmelo! Bendito sea el nombre del Señor (Salmo 112, 2).
     
    A INRI y AnimaChristi les gusta esto.
  13. Benedetto

    Benedetto Forero jartible

    Se incorporó:
    2 de Marzo de 2007
    Mensajes:
    15.805
    Me gusta recibidos:
    5.539
    Puntos de trofeos:
    113
    Domingo XXIV Tiempo Ordinario
    Primera Lectura
    El Señor Dios me abrió el oído; yo no resistí, ni me eché atrás. Ofrecí la espalda a los que me golpeaban, las mejillas a los que me mesaban (arrancaban) mi barba; no escondí el rostro ante ultrajes y salivazos. El Señor Dios me ayudaba, por eso no sentía los ultrajes; por eso endurecí el rostro como pedernal (duro) sabiendo que no quedaría defraudado. Mi defensor está cerca, ¿quién pleitará contra mi? Comparezcamos juntos, ¿quién me acusaría? Que se me acerque. Mirad, el Señor Dios me ayuda: ¿quién me condenaría?

    Isaías (Isaías nació a mediados del Siglo VIII antes de Cristo, en Jerusalén y parece ser que de familia real. Predicó en Judá y también en Jerusalén. Murió aserrado por orden del rey Manasés. Isaías ofrece la realidad del Emmanuel “Dios con nosotros”. Todo del Antiguo Testamento) 50, 5 – 9a
     
    A AnimaChristi le gusta esto.
  14. Benedetto

    Benedetto Forero jartible

    Se incorporó:
    2 de Marzo de 2007
    Mensajes:
    15.805
    Me gusta recibidos:
    5.539
    Puntos de trofeos:
    113
    Domingo XXIV Tiempo Ordinario
    Segunda Lectura
    De qué le sirve a uno, hermanos mios, decir que tiene fe, si no tiene obras? ¿Podrá acaso salvarlo esa fe? Si un hermano o una hermana andan desnudos y faltos de alimento diario y uno de vosotros les dice: <<Id en paz, abrigaos y saciaos>>, pero no les da lo necesario para el cuerpo: ¿de qué sirve? Así es también la fe: si no tiene obras, está muerta por dentro. Pero alguno dirá: <<Tú tienes fe y yo tengo obras, muéstrame esa fe tuya sin las obras, y yo con mis obras te mostraré la fe>>.

    Santiago (Santiago pertenece a las Cartas Católicas y es la primera. Fue escrita alrededor del año 70 del siglo I y nos habla de la fe, la cual está muerta si no va acompañada de obras y de los peligros que amenazan al amor fraterno, como la discordia, y el amor de las cosas del mundo, la confesión de los pecados y la enmienda. Todo del Nuevo Testamento) 2, 14 – 18
     
    A AnimaChristi le gusta esto.
  15. Benedetto

    Benedetto Forero jartible

    Se incorporó:
    2 de Marzo de 2007
    Mensajes:
    15.805
    Me gusta recibidos:
    5.539
    Puntos de trofeos:
    113
    Domingo XXIV Tiempo Ordinario
    Caminaré en presencia del Señor en el país de los vivos
    Santo Evangelio
    Jesús y sus discípulos se dirijieron a las aldeas de Cesarea de Filipo (actual es Banias) por el camino preguntó a sus discípulos: <<¿Quién dice la gente que soy yo?>>. Ellos le contestaron: <<Unos, Juan el Bautista; otros Elías, y otros, uno de los profetas>>. Él les preguntó: <<Y vosotros ¿quién decís que soy yo?>>. Tomando la palabra Pedro le dijo: <<Tú eres el Mesías>>. Y les conminó (ordenó) a que no hablaran a nadie acerca de esto. Y empezó a instruirlos: El Hijo del hombre tiene que padecer mucho, ser reprobado (criticado) por los ancianos, sumos sacerdotes y escribas, ser ejecutado y resucitar a los tres días>>. Se lo explicaba con toda claridad. Entonces Pedro se lo llevó aparte y se puso a increparlo. Pero él se volvió, y mirando a los discípulos increpó a Pedro: ¡Ponte detrás de mí, Satanás! ¡Tú piensas como los hombres, no como Dios!>>. Y llamando a la gente y a sus discípulos les dijo: <<Si alguno quiere venir en pos de mí, que se niegue a si mismo, tome su cruz y me siga. Porque quien quiera salvar su vida, la perderá; pero el que pierda su vida por mi y por el Evangelio, la salvará. Pues, ¿de qué le sirve a un hombre ganar el mundo entero y perder su alma?>>.

    Marcos 8, 2735
     
    A INRI y AnimaChristi les gusta esto.
  16. Benedetto

    Benedetto Forero jartible

    Se incorporó:
    2 de Marzo de 2007
    Mensajes:
    15.805
    Me gusta recibidos:
    5.539
    Puntos de trofeos:
    113
    Domingo XXIV Tiempo Ordinario
    Reflexión del Evangelio
    SEÑOR, ¿quién digo yo que eres tú para mi? Tú lo sabes todo, tú sabes que te quiero: eres mi Señor y mi Dios, mi Maestro y mi único Amigo de verdad, en quien puedo confiar sin ningún temor. Quiero seguirte adondequiera que vayas, negándome a mi mismo, cargando con mi cruz a tu lado: así hasta que nos demos el abrazo definitivo que nos una para siempre al otro lado de esta vida.
     
    A AnimaChristi le gusta esto.
  17. Benedetto

    Benedetto Forero jartible

    Se incorporó:
    2 de Marzo de 2007
    Mensajes:
    15.805
    Me gusta recibidos:
    5.539
    Puntos de trofeos:
    113
    Lunes XXIV Tiempo Ordinario
    Santo Evangelio
    Cuando Jesús terminó de exponer todas sus enseñanzas al pueblo, entró en Cafarnaún. Un centurión tenía enfermo, a punto de morir, a un criado a quien estimaba mucho. Al oir hablar de Jesús, el centurión le envió unos ancianos de los judíos, rogándole que viniese a curar a su criado. Ellos, presentándose a Jesús, le rogaban encarecidamente: <<Merece que se lo concedas, porque tiene afecto a nuestra gente y nos ha construido la sinagoga>>. Jesús se puso en camino con ellos. No estaba lejos de la casa, cuando el centurión le envió unos amigos a decirle: <<Señor, no te molestes porque no soy digno de que entres bajo mi techo; por eso tampoco me creí digno de venir a ti personalmente. Dilo de palabra y mi criado quedará sano. Porque también yo soy hombre sometido a una autoridad y con soldados a mis ordenes; y le digo a uno: “Ve”, y va; al otro: “Ven”, y viene; y a mi criado: “Haz esto”, y lo hace>>. Al oir esto, Jesús se admiró de él y, volviéndose a la gente que lo seguía, dijo: <<Os digo que ni en Israel he encontrado tanta fe>>. Y al volver a casa, los enviados encontraron al siervo sano.

    1 Timoteo 2, 1 – 8
    Salmo 27, 2. 7 – 9
    Lucas 7, 110
     
    A INRI y AnimaChristi les gusta esto.
  18. Benedetto

    Benedetto Forero jartible

    Se incorporó:
    2 de Marzo de 2007
    Mensajes:
    15.805
    Me gusta recibidos:
    5.539
    Puntos de trofeos:
    113
    Lunes XXIV Tiempo Ordinario
    Reflexión del Evangelio
    SEÑOR, no soy quien para que entres bajo mi techo, para que vengas a mi vida personalmente en la Eucaristía. Pero tú te das de lleno, no escatimas tus dones para convencerme de tu amor. Ojalá un día digas de mi lo que dijiste del centurión: Ni en Israel he encontrado tanta fe. En mi encuentras la que tu me has dado, que guardo entre tibiezas y entusiasmos. Creo, pero aumenta mi fe, que arda, caliente e ilumine. Bendito el Señor, que escuchó mi voz suplicante (Salmo 27, 6)
     
    A INRI y AnimaChristi les gusta esto.
  19. Benedetto

    Benedetto Forero jartible

    Se incorporó:
    2 de Marzo de 2007
    Mensajes:
    15.805
    Me gusta recibidos:
    5.539
    Puntos de trofeos:
    113
    Martes XXIV Tiempo Ordinario
    Fiesta de la Exaltación de la Santa Cruz
    Santo Evangelio
    Dijo Jesús a Nicodemo: <<Nadie ha subido al cielo, sino el que bajó del cielo, el Hijo del hombre. Lo mismo que Moisés elevó la serpiente en el desierto, así tiene que ser elevado el Hijo del hombre, para que todo el que cree en él tenga vida eterna. Porque tanto amó Dios al mundo, que entregó a su Unigénito, para que todo el que cree en él no perezca, sino que tenga vida eterna. Porque Dios no envió a su Hijo al mundo para juzgar al mundo, sino para que el mundo se salve por él. El que cree en él no será juzgado; el que no cree ya está juzgado, porque no ha creído en el nombre del Unigénito de Dios>>.

    Números 21, 4b – 9
    Salmo 77, 1b – 2. 34 – 38
    Juan 3, 13 17
     
    A AnimaChristi y INRI les gusta esto.
  20. Benedetto

    Benedetto Forero jartible

    Se incorporó:
    2 de Marzo de 2007
    Mensajes:
    15.805
    Me gusta recibidos:
    5.539
    Puntos de trofeos:
    113
    Martes XXIV Tiempo Ordinario
    Reflexión del Evangelio
    SEÑOR, qué amor más grande el del Padre al entregarnos a su Hijo para que tengamos vida eterna. Al contemplarte en la Cruz confieso con mis labios y creo en mi corazón que tú eres mi Señor y mi Salvador: con tu muerte en la cruz destruiste mi muerte, con tu resurrección me diste la vida eterna. Quisiera que me dijeras desde la Cruz: Hoy estarás conmigo en el Paraíso. No olvidéis las acciones del Señor (Salmo 77, 7b).
     
    A AnimaChristi y INRI les gusta esto.

Comparte esta página