Actualidad El Pajarito de San Pedro

El Pajarito de San Pedro… en el ¿Corpus?

El escaso interés mostrado en el Corpus 2020 por las instituciones, la falta de iniciativa para que vuelvan las procesiones de cara a la Semana Santa Santa 2021 y los problemas entre bandas y hermandades en el Pajarito del viernes.

¿CUÁNDO VOLVERÁN LAS PROCESIONES?

Ayer se reanudó la Liga con nuestro derbi sevillano (obviamos comentar el resultado) con los anestesiantes influjos que el opio del pueblo tiene para la sociedad del siglo XXI. Desde el inicio de esta crisis sanitaria, la LFP se puso manos a la obra para organizar el retorno de este negocio multimillonario. Así lo ha hecho y, en breve, posiblemente incluso con público en los estadios. ¿Por qué comenzamos con esta extraña y futbolera introducción? Porque tenemos que insistir e incidir en algo que muchos nos demadan: señalar el escaso interés/motivación/capacidad que los estamentos cofrades y eclesiales están mostrando en intentar recuperar las procesiones de cara a un futuro a medio plazo.

En esta Fase 3, la movilidad interprovincial es ya una realidad. Las famosas reuniones entre los nueve presidentes de los Consejos o Agrupaciones de Hermandades de las capitales andaluzas –más Jerez– son ahora más que necesarias, bastante más que para idear un sistema de marketing en Fitur. Deben ponerse a trabajar de modo casi urgente: la suspensión de la Semana Santa de 2020 ya se lloró y es historia, ahora urge idear, diseñar o planificar propuestas que eviten la suspensión de las procesiones en la Semana Santa de 2021.

El presidente Paco Vélez salió airoso de la coyuntura de las sillas y parece adoptar una postura muy pasiva a este respecto. Eso sí, tenemos constancia que hay sectores dentro del Consejo de Hermandades y de algunas corporaciones en particular que ya están tratando casi en petit comité (reuniones informales o cabildos de oficiales) la búsqueda de alternativas para una “Semana Santa diferente”. Las ideas que se barruntan, a falta de un liderazgo y de unas bases creadas, pueden ser muy variopintas pero encaminadas a mantener las procesiones: desde reformas de la Carrera Oficial -cumpliendo por fin las obligadas exigencias de seguridad que llevan silenciadas desde hace una década- hasta nuevos modelos de procesión –sin pasos o, incluso, sin imágenes– o modificaciones drásticas de horarios e itinerarios para facilitar el discurrir más breve y dinámico por las calles.

¿Y la Iglesia? Asenjo no se encuentra en su mejor momento, ni física ni mentalmente. Es ahora mismo de los exponentes más conservadores y reacios a que vuelvan las procesiones. No quiere que la Iglesia quede señalada como responsable de un futuro rebrote y manifiesta auténtico pavor ante esta situación. Su grey más joven sí parece más dispuesta a abrir nuevos caminos y que la religiosidad popular no quede más meses paralizada. Todo lo contrario que, por ejemplo, en Jerez, donde el emblemático y peculiar Mazuelos está deseando recuperar la “normalidad” procesional.

Por su parte las bandas empiezan también, poco a poco, a retomar la actividad. Se plantea un posible certamen otoñal que reavive el ánimo de la ciudad, recupere las arcas diezmadas de las bandas y facilite probar nuevos modos de puesta en escena de este colectivo, donde tal vez las bandas con centenares de músicos tengan también que limitar ese número.

Las principales dudas se ciernen sobre los costaleros. La imposibilidad de mantener una distancia social y de usar mascarillas señala únicamente a la realización de test previos cada vez que vayan a ejercer su función. Entre los capataces hay tanto optimismo como pesimismo. Tal vez el sistema más óptimo sea el de minimizar el número de encuentros de los mismos, realizando las igualás, ensayos y mudas en un solo día. Posteriormente se haría lo mismo antes de la salida procesional.

La cadena de proveedores de las Hermandades está en grave peligro de desaparición sino se reactiva la religiosidad popular en breve. Si estos proveedores quiebran y desaparecen desde luego no se podrá recuperar en las condiciones de calidad y coste actuales ya que son entidades específicas que trabajan exclusivamente para cofradías en su inmensa mayoría.

Ahora mismo, esto puede parecer un cajón de sastre, pero hay que enfatizar que es necesaria la proactividad desde las hermandades. No esperen soluciones desde fuera: las cofradías deben tener previsto y preparado un plan que les permita volver a realizar procesiones. Y ahora mismo no lo tienen. Pero… ¿y quién controla al público? Eso deben hacerlo las autoridades: es su labor y responsabilidad, como tendrán que hacer con otras concentraciones –deportivas, manifestaciones, centros comerciales- de similares características. Ha tenido nuestro Ayuntamiento muchos años de pruebas con calles aforadas innecesariamente, para que ahora no tengo previsto un plan alternativo cuando de verdad es necesario.

 

CORPUS CON PENA Y SIN GLORIA

Inmersos estamos en la época sacramental de nuestras Hermandades que está pasando más inadvertida que otra cosa en este infausto 2020. Se ha demostrado que tiene poco de la Fiesta grande de antaño en nuestra ciudad ya, con escasa predisposición de las instituciones sevillanas en haberlo potenciado este año, aunque fuera sin procesión. La más señalada, la curia sevillana, que incluso suspendió la octava del Corpus cuando en toda España ya se celebran misas con relativa normalidad. También en otras regiones la Custodia procesionó por el interior de las Catedrales, se montaron altares o alternativas religiosas y culturales que en Sevilla brillaron por su ausencia. Solo la iniciativa de una serie de comercios y entidades del centro intentaron dignificar la jornada. Ni siquiera se echó de menos los debates de antaño sobre el maratoniano y tedioso cortejo, la inclusión de nuevos pasos, o cualquier otro de las eternas disquisiciones sobre esta fecha. Sin procesión parece que se obviaron otros modos de revitalizar el día y animar al alicaído sevillano. Otras localidades como Albaida del Aljarafe fomentaron el exorno de balcones e incluso se colocó romero en las calles.

 

CONTRATOS ENTRE BANDAS Y HERMANDADES

Ahora que ya se permite la movilidad interprovincial están aumentando los contactos entre bandas y hermandades para resolver los contratos de la pasada Semana Santa. En la mayoría de los casos se está llegando a un acuerdo positivo; en otros no tanto. Esta semana se conocían dos casos totalmente dispares. Por un lado, la Banda Julián Cerdán anunciaba el acuerdo con los Javieres para continuar su relación contractual. Pero, por otro, la controversia ha sido mayor en el caso de una banda muy importante de cornetas y tambores, la del Rosario de Cádiz, que ha disuelto su contrato con la Hermandad de la Soledad y el Nazareno de Olivares, al no llegar a un acuerdo. La entidad gaditana ha emitido un comunicado exponiendo los motivos tras los insultos y críticas recibidas en las redes sociales.

En las semanas anteriores también hemos conocido casos de resoluciones, pero con decisiones muy diferentes: algunas bandas han anunciado que no cobrarían los importes de sus contratos (Mairena del Alcor, la Centuria Macarena) y otras han ido desgranando los acuerdos llegados (Las Nieves de Olivares o la Banda de Música de Alcalá, Nazareno de Huelva). Las bandas principales (Cigarreras, Tres Caídas de Triana, Tejera, Carmen de Salteras o la Oliva) están manteniendo total discreción y silencio en las negociaciones. Sin embargo, en las vísperas, la provincia y en otras capitales sí se están produciendo bastantes situaciones de otra índole, por lo que la Semana Santa de 2021 llevará aparejados bastantes cambios en toda Andalucía.

 

Piando en el Foro

  • La suspensión de la Velá del Cerro parece que condenará también la salida extraordinaria de la Virgen de los Dolores, al menos en septiembre.

  • Fray Dobado consiguió al menos que viéramos moverse un pequeño paso con Custodia en el interior del Santo Ángel. Y ahora viene la Virgen del Carmen…

  • En el Carmen de Santa Catalina anuncian que se va a proceder a la limpieza de los enseres del paso de palio. Es intención su montaje para los cultos internos.

  • Un poco de luz llega desde la Conferencia Episcopal, donde se anuncian “negociaciones” para que se retomen los actos públicos externos.

  • “¿Se imaginan el paso de misterio de la Cena dorado?”
  • El trasiego de imágenes en la Basílica de la Trinidad es constante.
  • La exposición de la Sed -dentro de la juventud de la Hermandad- es original y está muy bien montada.

  • Habrá procesión externa de Corpus en Zahara de la Sierra.

  • “¿En qué momento pasó el Twitter de la Hermandad a ser una tómbola?”

  • La semana en el debate musical ha seguido siendo tensa, hemos pasado de la negación a la ira. ¿Llegaremos a la aceptación?
  • Se fue Julián López, alcalde perpetuo de la Puerta Carmona. Y un hombre muy bueno.

Related posts

La Hermandad Sacramental de la Reina de Todos los Santos suspende la procesión eucarística de enfermos e impedidos

Redacción El Foro Cofrade

Suspendida la romería de Cuatrovitas

Redacción El Foro Cofrade

Agenda para el tercer fin de semana de septiembre

Javier Reguera

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia. Asumiremos que está de acuerdo con esto, pero puede optar por no participar si lo desea. Aceptar leer más